11 jun. 2011

Si me importa.

Aunque me la pase diciendo que no.

Un mes antes de hacer mi viaje tuve el pleito más desastroso que hasta ahora he tenido con mi madre, me llegó el agua al cuello con sus mamadas y ardió troya, por primera vez en mi vida la mandé literalmente a la chingada y nos gritamos y dijimos cosas muy culeras, ella me corrió de la casa y no volví a hablar con ella.

Ella antes de lo peor supo que yo me iba, supo por mis hermanos y por mi familia que haría un viaje de 6 meses al otro lado del mundo, pasó el tiempo, no nos despedimos, sigue pasando y ella no ha hecho absolutamente nada por saber siquiera si sigo viva.

Me duele. No hallo de qué otra manera decirlo con los ojos tan llenos de lágrimas.
Me duele.

Ahórrense los "pues búscala tu" porque son lo mismo que yo diría y es lo mismo que tengo haciendo desde hace 20 años. Ya no lo voy a hacer. No es orgullo ni mucho menos, se trata más bien de dignidad. Ya estoy cansada de hacerle excusas, de perdonar, olvidar y barrer las cosas bajo la alfombra nomás porque es quien es. La verdad es que yo siempre he dicho que si alguien no es una fuerza positiva en tu vida no tiene por qué estar en ella y hasta ahora tomé mi propio consejo, pero puta chingada, me duele un putero que le valga verga si vivo o no vivo, si estoy bien o no, que no le interese en lo más mínimo... no es lo mismo ser mamá que ser hija. Soy su hija, chingada madre.

Me la paso racionalizándolo todo y diciendo que no me importa, que ya pasó, que es mejor así... pero si me importa y si me duele. Me caga estar en este increíble lugar y de repente pensar en ella, en que le gustaría tal o cual cosa que estoy viendo, en que pienso ir a Marruecos en 3 meses y es algo que a ella le encantaría, me choca que lo que vivo es algo que a cualquiera le gustaría compartirlo con su madre y yo no puedo.

Ibiza es un lugar hermoso, vivo con gente lindísima que desde el minuto uno se ha preocupado y ocupado por mi, me siento afortunada de estar viviendo lo que vivo, sé que me lo he ganado, sé que merezco todo lo bueno que hay en mi vida ahora y solo quisiera que no fuera mi madre el puto granito en este magnífico arroz.

12 comentarios:

ra+ dijo...

Que no te deje de importar, tampoco chingues ¬¬ pero para nada debe opacarte la maravillosa experiencia.. uno que otro suspiros y mentadas transatlánticas antes de dormir está chido (por ahora). UN GRAN ABRAZO MOCA! (ya me bañé n.n)

Hermes dijo...

Disfruta el momento... eventualmente llegara el tiempo en que la dignidad se desvanezca por regresar con alguien que tiene suficiente valor en tu vida para hacerte sentir asi. Be happy ;)

Dr. Victor von Niebla dijo...

Te entiendo y es doloroso. He pasado algo similar con mi mama y he tenido los mismos sentimientos contradictorios con respecto a ella y nuestra relación (la cual es casi nula)

Lo único qe me ha servido es entender que parte de ser adulto es buscar con quienes y como podemos estar mejor.aunque duela, vivir es tan corto, que no vale la pena cargar peso muerto.

EL PERRON dijo...

la gente no esta preparada para vivir pensando que este dia podria ser el ultimo de su existencia...el dolor viene de la supuesta libertad del vivir el presente cueste lo que cueste. No es cuestion de dignidad...de las peores pesadillas escogiste esa de no hablar con tu madre...

kyo-sama dijo...

Tu lo dijiste niña... "nomás porque es quien es" si quieres que no te duela debes "des-cansarte de hacerle excusas, de perdonar, olvidar y barrer las cosas bajo la alfombra..." obvio esto que escribes es tu versión muy Andreinski de lo que te acontece. De haber una versión muy "mama de la Andreinski" probablemente se podria tener una visión mas objetiva de este asunto. Pero en todo caso vive tu vida que para eso la tiene rodeate de los que quieres y se dejan querer. El tiempo lima asperesas junto con la edad, las culpas y la soledad.

YoSabina dijo...

Tranquila nena, a veces los padres no son nada parecido a lo que nos gustaría que fueran. En tu caso tu madre te lastima, en el mío es mi padre... lo mejor es respirar y no presuponer nada, si algo hacen (como preocuparse por ti o incluso quererte) es extra, no porque deban hacerlo, así te sentirás contenta con mayor facilidad... no asumas que debe hacer nada, porque cuando no lo hace te sientes mal...

Sólo déjala ser y aprecia sus buenos ratos, en los malos aléjate

YoSabina

iamjustme dijo...

El que no haya hecho contacto contigo no significa que no le importes; a ella también le duele de a madres igual que a ti. A mí me paso exactamente lo mismo con mi papá... pasaron muchos años antes de hablar con él y afortunadamente arreglamos las cosas en vida. Mi padre ya falleció y no quiero ni imaginar que estaría sintiendo si no hubiera hecho las paces con él. Date un tiempo y a tu regreso si ambas ponen de su parte esta herida sanará. Te abrazo el alma.

Manuel Robles dijo...

Me disculpo si se duplica el comentario, pero me marcó error. Te decía algo como esto:
Es muy probable que ella sufra tanto como tú, o más. Si ella tuviera un blog podríamos leer su parte de la historia, porque siempre hay una. Para bailar tango se necesitan dos, pero para no bailarlo solo se precisa uno. Deseo sinceramente que superen sus diferencias y aprendan a comunicarse.

Lufemol dijo...

No te conozco, ni conozco a tu mamá; solo te he leído aquí y en Twitter, y creo que sería un acto de insufrible pedantería hablar de su relación, de tus sentimientos, aconsejarte cosas o demás rollos que no aplican.

Sólo sé lo que sí leo: en tus letras se refleja una linda persona. Una bella persona, incluso.

Nomás eso quería decir.

Corran buenos deseos.

Polly Pocket dijo...

Hola Andrea... fíjate que te entiendo porque yo también llevo una relación medio extraña con mi mamá, que vive muy lejos de mi, aunque nunca nos hemos peleado ni mandado a la chingada literalmente, pienso a veces que no le importo tanto como yo quisiera y me hago mil telarañas mentales pensando en porque no se viene a vivir con nosotros y mil cosas más... que ha pesar de ello la extraño y todos los días pienso en ella y en todos los momentos familiares (cumples, tragedias, nacimientos, muertes, paseos, dias festivos) en que pudiera estar aquí y que se ha perdido... en fin...

Yo creo que este tiempo alejadas, les servira de break una de la otra y tal vez a tu regreso la situación mejore y las haga unirse otra vez...

te mando un abrazote!

Marina C. dijo...

Pues yo no te conozco tampoco como para decirte nada pero me gustó tu foto y luego más tu blog.
Yo tengo una relación bien pinche rara con mi mamá pero pues ella sólo ha hecho lo que podía ¿Qué otra cosa podía hacer?
Parece frase de atrás de la almohada pero que alguien no te quiera como quieres que te quiera no significa que no te quiera con todo su corazón. Pues depende de ti si te centras en lo que no te da o dio o en lo que si hubo o hay y siempre hay.
Besos chica Andreinsky

Anónimo dijo...

Literalmente hija de la chingada